Fábulas de Esopo con su moraleja: Los dos Burros

Fábulas: Los dos Burros

Los dos Burros. Rumbo a la ciudad, caminaban dos burros: uno cargado de sal; y el otro con esponjas. Al llegar a un rió que les cortaba el paso, los jumentos se detuvieron pensativos sin saber cómo superarían el salvar la corriente.

Al fin, el burro cargado de sal se decidió y entró en el agua, advirtiendo con mucha alegría que disminuía el peso de su carga, por lo que alcanzó pronto la otra orilla.

El otro, a la vista de la buena suerte de su compañero, se lanzó también al agua, pero las esponjas se llenaron y le fue imposible llegar al otro lado. Aplastado por el peso, murió ahogado.

burros-asno

Moraleja de la fábula: Los dos Burros

La moraleja de la fábula. Antes de actuar tienes que pensar.

Volver a Fábulas de Esopo

Una respuesta
  1. laura 42 años ago

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *